Cada día que pasa reafirmo aún más que la libertad no debería tener dueño. La libertad es salvaje, no se paga, es independiente y, como tal, es un derecho que no está impuesto por contrato si no que la merecemos por el simple hecho de respirar.

-L.F

image

Anuncios